Kioskea Salud
Síguenos Kioskea Salud / Facebook
Recherche

El Dr. Ciro de Quadros, héroe global de la salud

DRA. MARNET el jueves, 23 de agosto de 2012, 07:09:02
El Dr. Ciro de Quadros, héroe global de la salud





El médico brasileño es el hombre clave en la erradicación de la viruela y responsable de eliminar la polio y el sarampión del continente americano. Su lucha contra las enfermedades infecciosas, a través de la vacunación, ha sido una vez más recompensada.



-- Desde 2002 no hay sarampión en América pero, curiosamente, Europa exporta casos de esta enfermedad y de rubéola a otras zonas.


-- "Está demostrado que los niños vacunados tienen mejor desempeño escolar que los no vacunados. Por cada dólar invertido en vacunación, se podría estimar que diez más revierten en salud económica, ya que la producción interna de los países mejora porque la población se enferma menos", dice De Quadros.

-- "No solo ha investigado, sino que ha liderado e inspirado -aportando conocimiento- la lucha contra las enfermedades infecciosas con éxitos comparables al descubrimiento de la penicilina", según el jurado del Premio Fundación BBVA.


Nació y estudio medicina en Brasil, donde comenzó a trabajar en la salud pública de la Amazonía brasileña, lugar en el que su objetivo ya era aumentar la tasa de vacunación de la población. La meta que siempre ha guiado su trayectoria.

Su empeño, años después, le ha llevado a liderar la eliminación de la polio y el sarampión de América y a ser uno de los científicos más importantes en la erradicación de la viruela, uno de los enemigos más mortíferos de la Humanidad. Estas razones han sido las que han pesado para que el jurado del Premio Fundación BBVA Fronteras del Conocimiento en Cooperación al Desarrollo, le haya otorgado este galardón a Ciro de Quadros.

El presidente del jurado, el doctor Pedro Alonso, ha destacado que "no es el premio a una carrera, sino a una contribución que, desde la generación del conocimiento, ha tenido un impacto enorme. De Quadros es un héroe de la salud global. No solo ha investigado, sino que ha liderado e inspirado -aportando conocimiento- la lucha contra las enfermedades infecciosas con éxitos comparables al descubrimiento de la penicilina".

Alonso también ha resaltado que, gracias al trabajo del epidemiólogo, uno de los Objetivos del Milenio establecido por Naciones Unidas: reducir la mortalidad infantil de los niños menores de cinco años en 2/3 partes, está a punto de lograrse.

Su contribución a erradicar la viruela, cuyo último caso endémico en el mundo fue diagnosticado en Merka, puerto de Somalia, en octubre de 1977, ha sido fundamental, una circunstancia que ha marcado su carrera. Él ha sido el responsable de eliminar la polio y el sarampión del continente americano.

ERRADICAR ENFERMEDADES.

"Lo que se siente al contribuir a erradicar una enfermedad que ha causado millones de muertes es indescriptible. Se tiene la sensación del deber cumplido y anima a seguir trabajando para mejorar la salud global", ha dicho el médico brasileño.

Sus estudios clínicos han favorecido la erradicación de enfermedades evitables mediante vacunación, como la rubéola, la tos ferina, el rotavirus, el neumococo y el virus del papiloma humano, en especial en zonas con alta morbilidad y en comunidades desfavorecidas de Asia, África y América.

De Quadros ha explicado que su objetivo último "es que toda la población se beneficie de la tecnología de las vacunas".

Su pronóstico es que, incluso, se pueda adelantar la erradicación de la polio prevista para el final de la década a nivel mundial, un compromiso que se concentra en tres países: Nigeria, Pakistan y Afganistán.

"Una vez que la polio sea erradicada hay otras dos enfermedades en las que nos debemos concentrar: el sarampión y la rubéola", dice el médico.

CORRIENTE EN CONTRA.

De Quadros afirma que no favorece a ello el desarrollo de la corriente que se sigue en algunos países en contra de la vacunación de los menores.

"Está demostrado que los niños vacunados tienen mejor desempeño escolar que los no vacunados. Por cada dólar invertido en vacunación, se podría estimar que diez más revierten en salud económica, ya que la producción interna de los países mejora porque la población se enferma menos".

Y recuerda que no es una novedad la existencia de grupos antivacunas, "ya pasó en la época de la viruela y ahora sucede en los países desarrollados y en vías de desarrollo". Pero lo cierto es que los datos avalan la vacunación y gracias a ella "por ejemplo, desde 2002 no hay sarampión en América", y precisamente en "Suiza, Francia o España hay un rebrote" de esta enfermedad e, incluso, "Europa exporta casos de sarampión y rubéola a otras zonas", apunta el experto.

Su esfuerzo ahora es conseguir que las vacunas alcancen a la población en el menor tiempo posible. "Hay una brecha enorme entre la consecución de la vacuna y la puesta a disposición de la población", dice de Quadros.

Un empeño al que piensa dedicar toda su energía.


Por Mónica Luna.
EFE REPORTAJES.